INFORMACIÓN

Telf.: 3346261 - Fax: 3351155
parroquiamasc@hotmail.com

Sacramento Bautismo

  • REQUISITOS PARA QUIEN QUIERE RECIBIR EL SACRAMENTO EN NUESTRA PARROQUIA

     

    Queridos Papás:

    La alegría que ustedes sienten en el momento en que quieren que sus hijos, frutos de su amor, entren a formar parte de nuestra Iglesia como hermanos de Jesús por medio del Bautismo, es también una alegría para toda la Iglesia, la gran familia de los hijos de Dios.
    Este es un acto importante de fe, un compromiso que se toma delante de Dios y que naturalmente necesita algunos requisitos:
    1. Programar con tiempo la fecha del bautismo. Que esta no dependa únicamente de la llegada de los padrinos o de otros factores ajenos al significado del sacramento.
    2. Contactar al sacerdote o la persona designada por él en la secretaría de la parroquia para la inscripción y programar la preparación inmediata que consiste en:

    • Participar en el cursillo obligatorio que en nuestra parroquia se realiza semanalmente en varios encuentros guiados por catequistas preparados. Leer el material que se les propor-ciona.
    • Prepararse espiritualmente con toda la familia: es un momento de gracia muy importante que no llega sólo a quien va a recibir el bautismo. Quizás es una oportunidad para reflexionar sobre qué sentido tiene pedir este sacramento para nuestro hijo si tal vez en la familia no se está viviendo cristianamente.

    3. Presentar Certificado de nacimiento del bautizando (se deja fotocopia)


    Problemas Particulares

    • Los papás no tienen matrimonio religioso. El matrimonio religioso no es necesario para que los hijos reciban el bautismo,  pero es una gran incoherencia pedir la gracia del Señor para los hijos y no quererla para si mismos.
    • La Iglesia insiste para que las parejas cristianas reciban el sacramento del matrimonio por la gran ayuda que viene de la gracia del Señor en la santificación de los dos y de toda la familia.
    • Si no hay grandes problemas que aconsejen esperar, es importante decidirse para el matrimonio religioso y el bautismo del hijo puede ser una ocasión muy oportuna.
    • El bautizando es hijo de mamá soltera. La gracia del Señor es para todos, especialmente para el niño que es una víctima inocente de una violencia recibida, engaño o error de la madre.
    • Los papás no tienen fe y lo hacen sólo por motivos de costumbre o insistencia de los parientes. En este caso faltan algunas condiciones fundamentales para que el niño pueda crecer en la fe y no se da el bautismo.
    • Sólo uno de los papás quiere el bautismo: se da el sacramento; basta que haya fundada esperanza de que el niño será educado en la religión católica.
    • La edad mejor para recibir el bautismo: la Iglesia pide que normalmente no se deje pasar mucho tiempo (algunas semanas después de nacido) antes de pedir el bautismo.

    Los padrinos

    Tienen la función, juntamente con los padres, de presentar al niño que va a recibir el bautismo y procurar que él después lleve una vida cristiana congruente con el bautismo recibido y cumpla fielmente las obligaciones inherentes al mismo.

    El padrino debe haber cumplido los 16 años, ser católico, estar confirmado, haber recibido su primera comunión y llevar al mismo tiempo una vida consecuente con la fe y la misión que va a cumplir. Puede ser un familiar, pero no el padre o la madre.

    La función del padrino es ayudar en la formación cristiana del niño y por ello no es oportuno buscar a padrinos que vivan lejos y no puedan cumplir con esta tarea.

     

    El nombre del niño

    La Iglesia dice que el nombre no debe ser ajeno al sentir cristiano; por tanto no sea un nombre raro sin significado o relación con nuestra tradición cristiana. Hay nombres muy bonitos de uso común.

    Es oportuno recordar que el nombre acompañará al niño toda la vida. Hay distintas costumbres en nuestro medio para buscar el nombre del niño: puede ser el nombre de algún pariente difunto (especialmente de los abuelos) que se quiera recordar, el santo del día del nacimiento o algún santo del cual la familia es particularmente devota para que sea protector de la criatura.


    Certificado de Bautismo

    Después de algunos días será posible conseguir el Certificado de Bautismo en la oficina de la parroquia cuando el nombre se haya registrado debidamente.


    Es muy bonito tenerlo entre los documentos familiares y mostrárselo al niño cuando comience a entender algo para que se dé cuenta de la importancia del acto que se ha celebrado y pueda recordar su fecha.


    La Vela del Bautismo

    En la ceremonia del bautismo se enciende un vela para significar la vida nueva en Cristo.


    Puede se oportuno guardar también la vela, una vela un poco particular, tal vez con una cintita, siempre para que sea un signo que recuerde el Bautismo; se podrá encender en ocasión de alguna enfermedad grave y el niño la podrá llevar en sus manos el día de la Primera Comunión.



Atras